Buscar

¿Por qué necesito enzimas digestivas?


Hay muchos factores que podrían contribuir a la deficiencia de enzimas digestivas provocando que su cuerpo no pueda digerir adecuadamente los alimentos ni poder absorber los nutrientes necesarios.


Por ejemplo, cuando avanzamos en edad, a menudo se reducen las cantidades de secreciones gástricas, pancreáticas y de otros sistemas digestivos.


Esto puede conducir a una función inmunológica reducida y a la fuga de moléculas no deseadas al sistema circulatorio (también conocido como intestino permeable), lo que puede causar resultados adversos para otros sistemas del cuerpo. Los gases ocasionales, hinchazón, malestar abdominal, eliminación deficiente de las heces, grasas temporales, fatiga, dolor de cabeza y muchos otros resultados locales y sistémicos pueden ser indicadores de un deterioro de la salud intestinal.


Si se encuentra buscando medicamentos como Alka-Seltzer o Pepto-Bismol para aliviar los problemas digestivos crónicos, podría tener problemas de salud mayores de lo que cree.


Esos medicamentos de venta libre pueden aliviar temporalmente sus síntomas, pero no hacen nada para atacar las posibles causas subyacentes del problema y no mejoran la capacidad del cuerpo para digerir los alimentos.


Si la digestión es incompleta, el cuerpo no puede extraer todos los nutrientes de nuestra comida. Además de causar hinchazón y gases, que puede llevar a una absorción inadecuada de nutrientes críticos e incluso a la desnutrición en personas de edad.


Agregar enzimas a la dieta no es una idea nueva. Han pasado más de 70 años desde que los científicos notaron por primera vez que las enzimas suplementarias podrían restaurar la rápida digestión de los alimentos en el estómago.


Desde entonces, los estudios en humanos han confirmado los efectos beneficiosos de varios tipos de suplementos de enzimas digestivas.


Mantener un equilibrio saludable de enzimas digestivas puede optimizar una digestión saludable y obtener la mayor nutrición de sus comidas.


Las enzimas digestivas y los probióticos pueden hacer lo que ningún fármaco comercial puede hacer: abordar las causas subyacentes del malestar gastrointestinal y la mala absorción de nutrientes.


Al hacerlo, no solo puede ayudar a prevenir las molestias abdominales, sino también asegurarse de obtener los nutrientes necesarios para una salud óptima.

Si ha probado una fórmula de espectro completo de alta potencia (una que incluye proteasas para proteínas, lipasas para grasas, amilasas para carbohidratos y celulasas para fibra) pero todavía tiene dificultades digestivas, entonces el trigo, los lácteos o alguna otra intolerancia dietética pueden ser el culpable. Lo ideal es que consulte su médico, y busque una fórmula diseñada para abordar intolerancias alimentarias específicas.


Siempre tome en cuenta que si su cuerpo no puede descomponer los alimentos a un tamaño absorbible será eliminado como desperdicio.


No espere obtener las enzimas que necesita de sus alimentos a menos que lleve una alimentación que sea principalmente de alimentos crudos, porque estos serán en su mayoría carentes de enzimas.


Suplementar la producción de enzimas en su cuerpo podría ayudar con las funciones esenciales de descomposición de moléculas alimenticias, digestión y absorción.


Al mismo tiempo, las enzimas adicionales podrían ayudar a disminuir las molestias, distención abdominal leves y lo que siente cuando está muy lleno.


Y algo muy importante, absorber bien los alimentos que ingieren para que sus nutrientes puedan repartirse en los áreas que realmente lo necesita.


¿Pueden los probióticos sustituir las enzimas digestivas?

Tanto las enzimas como los probióticos son esenciales para una digestión eficiente y el bienestar general, pero ambos son diferentes.


Los probióticos son organismos vivos, mientras que las enzimas son proteínas no vivas compuestas de aminoácidos.


Los suplementos probióticos pueden ingresar al tracto gastrointestinal y establecerse allí, conviviendo con las propias células del cuerpo. Los suplementos de enzimas también ingresan al tracto gastrointestinal, pero no pueden funcionar como residentes permanentes.


Esto explica por qué el cuerpo necesita un suministro regular de enzimas cada vez que ingiere una comida o un refrigerio.


Fuente:

Michael Downey, Health & Wellness Author. Life Extension

https://www.neurologia.com/articulo/2018223

https://www.agingcare.com/

5 vistas0 comentarios

Todos los derechos reservados © 2020 Vitamin Nutrition

Aceptamos tarjetas